1.850 despidos más en Microsoft: ¿qué futuro le espera a la división de smartphones?

La estela de números preocupantes entorno a los móviles con el sistema operativo de Microsoft ya tiene sus años y recientemente se han añadido alguno más. Hoy en concreto hemos sabido de la nueva tanda de despidos en la división de móviles de la compañía, siendo un total de 1.850 puestos de trabajo los que recortarán. Un dato que aún aproxima más el ocaso de esta línea de productos del gigante tecnológico.

No obstante, desde la compañía matizan que no es un adiós absoluto y que ni éste ni los últimos anuncios con respecto a Nokia y al lanzamiento de smartphones en general significan que se hayan acabado los smartphones para Microsoft. ¿Hacia dónde conducen los de Redmond la división móvil y cómo de caro le está saliendo en cuanto a personal?

Un triste historial contado en miles y millones

Hace apenas una semana desde que saltase a los titulares la venta de la división encargada de fabricar los feature phones o teléfonos básicos a Foxconn. Un hecho que ya ponía de manifiesto que se avecinaban cambios notables en los smartphones de Microsoft, dado que aunque esto no incluyese per se a la familia Lumia significa en la práctica la transferencia de la marca Nokia, que como luego supimos volvería a la fabricación de dispositivos propios de la mano de HDM.

Microsoft

Una operación que se cerraría en la segunda mitad de 2016 por 350 millones de dólares, y que afectaría a 4.500 empleados a nivel de cambios corporativos. Una suerte (de momento) que no están teniendo los empleados de Microsoft que habían quedado en la compañía y concretamente en la división móvil tras el anuncio de hoy.

Ya hubo rondas de despidos masivos en 2014 y 2015

Algo que, por desgracia, tiene precedentes. En 2014 Satya Nadella fue el encargado de comunicar la demoledora cifra de 18.000 despidos a largo plazo que se iniciarían en los primeros seis meses tras el anuncio. Ya en aquel momento se trataba de parte de la estrategia de reorientación de la compañía, en la cual veríamos que la división móvil sería de las más afectadas. De hecho, de estos 18.000 puestos, 12.500 corresponderían a ejecutivos y trabajadores de las diferentes fábricas, si bien en algunos casos se trataría de reubicaciones en otros departamentos (sin detallarlo).

Un año después, en julio de 2015, Satya aparecía de nuevo para hacer un anuncio de similar naturaleza aunque con un número menor (sin ser ni mucho menos pequeño). Dentro de la reorientación y la transparencia que se quería lograr en la Microsoft de Nadella, éste hacía público que habría un recorte de personal de 7.800 empleados, la mayoría de ellos pertenecientes a la sección de hardware de smartphones.

¿Hacia dónde va ahora la división de smartphones?

La orientación de los smartphones de Microsoft ha ido virando conforme la demanda del mercado y los propios experimentos de la compañía, si bien siempre se han mantenido determinaciones como los caminos que ha ido tomando su sistema operativo en móviles (en la etapa previa a su fusión con el de escritorio). Experimentos como la línea X de Nokia, encarada a hacerse un hueco entre los smartphones básicos y de bajo coste pero como se comprobó a posteriori no fue una línea fuerte, en cada tanda de despidos se ha aludido a la reestructuración derivada de la reorientación de la división

En cada tanda de despidos, especialmente sangrante en el terreno móvil, se ha hecho referencia a que en parte eran consecuencia de la reestructuración derivada de la reorientación de la división. En 2015, por ejemplo, Nadella habló de que la estrategia no girase alrededor de la venta de dispositivos (hablando de reducir catálogo), sino a crear un ecosistema “vibrante” con todos los productos y servicios que ya tienen entorno a esa tríada de servicios, móviles y nube que se erigió como nuevo lema.

Satya Nadella

De nuevo hoy el CEO hace referencia a los cambios que la división móvil va a sufrir al hablar de los despidos, porque la compañía mantiene que esto no significa el fin de la división y que se continuará por la vía de los servicios en la nube también en ésta:

Estamos enfocando nuestros esfuerzos en el móvil allá donde podemos diferenciarnos, con empresas que valoran la seguridad, la capacidad de gestión y la capacidad que ofrece Continuum. […] Continuaremos innovando tanto en dispositivos como en servicios en la nube a lo largo de todas nuestras plataformas móviles.

Un mensaje similar al de 2015 con el añadido de Continuum, una de las principales novedades de la plataforma de Microsoft de cara a que sus móviles tuviesen un valor añadido importante en la experiencia de uso. Por su parte, Terry Myerson (vicepresidente ejecutivo de Windows y de la división de dispositivos) recuerda en un correo que publica Recode que la compañía ha enviado a todos sus empleados que se trata de una reducción y no de rendirse o de la completa eliminación del proyecto de Microsoft con los smartphones con un discretamente enérgico “We’re scaling back, but we’re not out!” (“Nos hacemos pequeños, ¡pero no estamos fuera”).

Sin Nokia y cada vez más pequeña: ¿qué será de la división mobile?

Pero, ¿a dónde va entonces Microsoft con los smartphones? De esto también habla Myerson en su correo. Da el dato de que Windows 10 se usa en un total de 300 millones de dispositivos (activos mensuales) y reconoce no han logrado el éxito esperado con sus smartphones, anunciando que en adelante se centrarán más en el hardware, sin descuidar aspectos del software claves como las apps universales, el soporte a los usuarios y la multiplataforma en sus servicios, dejando caer que seguirán desarrollando nuevos dispositivos.

Surface Phone

Como en cada ocasión, no hay más detalle tras el anuncio de los nuevos enfoques de la compañía y resulta un tanto sorprendente que tras los últimos cambios el hardware siga siendo una prioridad de la compañía en cuanto a los smartphones, si bien a finales de 2015 empezó a sonar con fuerza lo de una supuesta línea Surface para teléfonos, los Surface Phone, que según apuntaban los rumores veríamos en 2017. Veremos si efectivamente el fin de Microsoft es intentarlo de nuevo con su propia línea, y si no se saldan más cambios con despidos como los ya habidos.

Noticia Global/xataka/Foto referencial

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *